Inicio Noticias Internacional en Boutcha, documentando el horror con la esperanza de juzgar los crímenes...

en Boutcha, documentando el horror con la esperanza de juzgar los crímenes de guerra

33
0

En cubiertas de plástico blanco, los cuerpos se amontonan en carros metálicos, en la calle. Ha pasado un mes desde que Boucha, cerca de Kiev, fue liberada del ejército ruso. Pero todos los días llegan nuevos sobres blancos frente a la pequeña morgue local, traídos por la policía en camiones frigoríficos.

→ LEER. Guerra en Ucrania, día 65: la evacuación del sitio de Azovstal prevista el viernes, París condena las huelgas en kiev

Estas nuevas víctimas aparecen como los habitantes de Boutcha que habían huido de regreso. En casa, encuentran artefactos explosivos sin detonar, a veces personas muertas. Los residentes que permanecieron durante la ocupación también realizaron entierros temporales en los patios o jardines de los edificios. Hoy, la policía exhuma estos cuerpos y los lleva de regreso a la morgue para establecer los certificados de defunción.

El desfile de las familias en duelo

Dentro del diminuto edificio de ladrillo, las autopsias se suceden. Tienes que determinar la causa de la muerte, luego ponerlo en el registro. Los familiares pueden entonces venir a reconocer al difunto y marcharse con él para enterrarlo. En Boutcha, la procesión de estas familias en duelo nunca termina.

→ INFORME. “Muchas víctimas de violación no quieren hablar”: en Boutcha se cuentan los muertos y se alimenta a los sobrevivientes

Pero mientras Ucrania en su conjunto está conmocionada por los asesinatos perpetrados aquí, las autoridades ucranianas parecen decididas a actuar rápidamente para establecer responsabilidades. Esta morgue de Boutcha es el punto de partida de multitud de investigaciones judiciales que podrían llevar algún día a soldados rusos a comparecer ante un tribunal penal internacional.

En Boutcha, ya 412 muertos

Boutcha tenía 40.000 habitantes antes de la guerra. “Hoy estamos en 412 cuerpos encontrados”, dice el alcalde, Anatoly Fedorouk. ¿Quiénes son estas víctimas? ¿Como murieron? Detrás de cada cuerpo hay una historia.

Como la de Bogdan, de 72 años. “Lo mataron el segundo día de la guerra, el 27 de febrero de dice su hermano, Petro, de 68 años, empleado del servicio de agua en Boutcha. Regresaba de su trabajo. Iba caminando cerca de la iglesia y una columna de soldados rusos llegó frente a él. Le dispararon en el pecho. Los vecinos me lo contaron. » Su cuerpo permaneció allí durante varias horas y luego fue retirado, y nadie sabe dónde está. Entonces Petro lo busca. Va regularmente a la morgue de Boutcha para tratar de encontrarlo.

“Hasta la fecha, en toda la región de Kiev, tenemos 1.150 cuerpos. Y ese no es el número finaldetalla el general Andrii Nebyto, jefe de policía regional. Las investigaciones se centran principalmente en tres localidades: Boutcha, Vyshgorod y Brovary. En 50 a 75% de los casos, las víctimas fueron muertas a tiros. Ya hemos preparado cargos contra 250 personas por casos en los que conocemos todas las circunstancias. Pero aún es necesario realizar más investigaciones. »

Imágenes de video y pericia balística

Para cada caso, es necesario establecer con precisión los hechos y nombrar a los autores. La investigación se basa en la autopsia, pericia balística, imágenes de videovigilancia, testimonios… Trescientos grupos de investigadores en la región de kiev están trabajando actualmente en estas investigaciones. A nivel nacional se movilizan más de 8.000 investigadores.

Lea también la noticia :  Joe Biden quiere restaurar su credibilidad internacional

En Boutcha, los médicos forenses ucranianos reciben el apoyo de 18 gendarmes franceses del IRCGN, el Instituto de Investigación Criminal de la Gendarmería Nacional. Trabajan bajo una carpa blanca, instalada detrás de la morgue. Un policía ucraniano señala: “Nos ayudan mucho. Tienen una máquina de rayos X que puede localizar una bala en un cuerpo, cuando nuestros médicos no pueden encontrarla. »

Los gendarmes, por su parte, se niegan a comentar. Difícilmente un científico forense francés desliza que la cooperación con los ucranianos » se pasa bien «.“Hacemos el mismo trabajo. Trabajan igual que nosotros. »

El secretario general de la ONU en Boutcha

Todas estas investigaciones se llevan a cabo bajo la supervisión de la Oficina del Fiscal General de Ucrania. Mientras el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, estaba en Boutcha el jueves 28 de abril, los servicios de la fiscal general de Ucrania, Iryna Venediktova, anunciaron ese mismo día que habían realizado las primeras acusaciones.

→ LEER. Guerra en Ucrania: ¿qué poder tiene el secretario general de la ONU?

ellos apuntan «diez soldados de la 64.ª Brigada de Fusileros Motorizados de Rusia, perteneciente al 35.º Ejército Ruso». están acusados ​​de «trato cruel de civiles» por maltratar a los presos. Este es solo el comienzo de una larga serie de acusaciones, ya que la oficina del fiscal general dijo que había identificado 8.600 casos de crímenes de guerra a nivel nacional sobre los cuales hay investigaciones abiertas. se relacionan con «asesinatos de civiles, bombardeos de infraestructura civil, tortura», así como «delitos sexuales» perpetrado en el «territorio ocupado de Ucrania».

Un equipo de investigadores internacionales

Para llevar estos crímenes ante la justicia, Ucrania ha recibido el apoyo de muchos países. En Kiev, en la Oficina del Fiscal General de Ucrania, se creó un equipo de investigadores internacionales. Y la Oficina del Fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI) es una de ellas. Este equipo debe facilitar la recopilación de pruebas y garantizar que los casos sean admisibles ante los ojos de la CPI.

Lea también la noticia :  Hallan efectos personales de dos personas desaparecidas

“Llegar a juicio llevará tiempo. Pero 43 países se han acercado a la CPI para pedir la apertura de investigaciones sobre crímenes de guerra en Ucrania. recuerda Oxana Zolotariova, directora del departamento legal del Ministerio de Relaciones Exteriores de Ucrania. Por lo tanto, existe una buena posibilidad de que algún día podamos juzgar a los autores. Una vez que se han presentado los cargos, se puede emitir una orden de arresto. Y se ejecutará en todos los países cooperantes. »

Rusia, por supuesto, no está cooperando. Pero si un funcionario acusado abandona el país, corre el riesgo de ser arrestado y llevado ante los tribunales ucranianos o, si no está en condiciones de juzgarlo, ante la CPI.

Juzgando a altos funcionarios

El abogado británico Wayne Jordash, que asesora a la Fiscalía General de Ucrania, está convencido de que algún día se llevarán a cabo juicios. “Probar la existencia de crímenes de guerra no es la parte más difícil. Cuando tienes un muerto de un disparo en un lugar de detención, hay pocas dudas. Lo que es más difícil es juzgar a los altos funcionarios. Para ello, debemos rastrear la cadena de mando que condujo al crimen. »

Para los ucranianos, el máximo funcionario es Vladimir Putin. “Él es claramente el que está al mando de las fuerzas armadas, señala Wayne Jordash. Pero eso no es suficiente para probar su responsabilidad. » Para que sea juzgado un día, aparte de las dificultades prácticas, es necesario “analizar sus declaraciones y ver si pudieron haber causado estos crímenes de guerra”, dice el abogado. Es un largo trabajo el que comienza. Pero para los oficiales militares rusos, significa que la máquina de justicia está en movimiento y algún día podría alcanzarlos.

———-

Un suburbio familiar devastado

Antes del inicio de la invasión rusa el 24 de febrero, Boutcha era un suburbio familiar de 40.000 habitantes, ubicado a 30 km al noroeste de kiev y rodeado de bosques de pinos.

El ejército ruso entró allí el 27 de febrero. pero no se hace con el control hasta el 5 de marzo.

Varias operaciones de evacuación de civiles srealizadas por las autoridades ucranianas hasta esa fecha. Alrededor de 4.000 residentes quedan atrapados después.

Desde el 13 de marzo, la prensa tiene prohibido entrar en Boutcha.

El alcalde, Anatoly Fedorouk, anuncia el 1 de abril la «liberación de la ciudad», después de la retirada de las fuerzas rusas de la región de Kiev el día anterior.

Artículo anteriorTop Gun Maverick: las primeras opiniones han caído
Artículo siguienteAurélien Enthoven «guapo»: ¡el hijo de Carla Bruni se parece cada vez más a su madre!
Soy un viajero de 29 años y vendedor en una tienda de prêt-à-porter. Me incorporé al equipo de redacción de AltaVision.news en octubre de 2021.